Esto es lo que enseñan en los colegios de Luisiana sobre la teoría de la evolución

Luisiana es un Estado del sureste de Estados Unidos que forma parte del conocido como Cinturón de la Biblia en el que el cristianismo evangélico tiene un arraigo social muy extendido. La profunda religiosidad de la mayor parte de sus habitantes y la presión que durante años han ejercido asociaciones pro-creacionistas como el Foro de la Familia de Luisiana propició que en junio del 2008 se aprobara una ley que instaba al profesorado a mostrar una actitud crítica ante sus alumnos en relación a la teoría de la evolución y que abría la puerta a que se enseñara el creacionismo en los colegios públicos.

Cuatro años después, las consecuencias de esta legislación empiezan a verse con toda su crudeza. Buena muestra de ello es este libro de texto destinado a niños de entre 10 y 11 años que utilizan algunas escuelas públicas del Estado y en el que, para explicar el origen de los fósiles, se ponen en duda e incluso se tergiversan las evidencias que durante décadas se han documentado acerca de la evolución biológica y finalmente se acaba indicando a los chavales que los dinosaurios y el ser humano coincidieron en el tiempo y que fueron creados por Dios.

He aquí algunas de las páginas del libro escaneadas. Tras cada imagen tienes la traducción que he realizado:

Datando Fósiles

La mayoría de evolucionistas no creen que hubiera un gran Diluvio. Así que buscan otras maneras de explicar cómo se formaron los fósiles.

Los evolucionistas piensan que los diferentes estratos de rocas contienen fósiles de diferentes periodos de tiempo. Creen que un fósil es tan antiguo como el estrato de roca en el que está enterrado. Cuanto más abajo es encontrado un fósil en los estratos de las rocas, más antiguo es.

La evolución enseña que la vida en la Tierra comenzó con organismos simples. Durante millones de años esos organismos evolucionaron gradualmente en nuevas y complejas formas de vida. Si eso fuera cierto, las formas de vida simples estarían enterradas todas en los estratos más bajos de las rocas.

Pero los fósiles no siempre siguen el patrón que los evolucionistas esperan. Por ejemplo, fósiles simples y complejos son encontrados a veces en el mismo estrato de roca. Y algunos fósiles están de lado de manera que ocupan más de un estrato.

Parece que la mayoría de los fósiles fueron enterrados durante una catástrofe repentina como el Diluvio. En ese caso, el estrato de la roca en el que el fósil es encontrado no revelaría su antigüedad. El estrato de la roca podría enseñar, no obstante, que un organismo fue capaz de moverse. Animales que pudieron nadar o flotar sobrevivirían más tiempo en el agua. Otros animales podrían haber sido capaces de moverse a zonas más elevadas. Los animales que vivieron más tiempo fueron enterrados en las capas más altas de la roca.

Los paleontólogos usan varios métodos para tratar de examinar cómo de antiguos son los fósiles de plantas y animales. Uno de esos métodos de datación, conocido como la datación por carbono, mide la cantidad de una sustancia llamada carbono 14 en el fósil. Todos los seres vivos contienen carbono.

Esto es lo que enseñan en los colegios de Luisiana sobre la evolución y el creacionismo

¿Hecho o teoría?

El hombre realiza juicios de valor acerca de la evidencia de los fósiles basándose en sus creencias. Un hombre que cree en la Creación de Dios observará los fósiles de una manera. Un hombre que cree en la evolución verá los fósiles de un modo diferente.

Cuando los hombres escriben sobre los fósiles, especialmente fósiles de dinosaurios, normalmentes dirán cosas que mostrarán qué creen. Entender el parecer de un escritor es importante. La Biblia dice que los cristianos deberían ser capaces de distinguir. Esto quiere decir que los cristianos deberían entender qué es correcto y qué es erróneo.

En esta actividad, se te darán diversos libros o artículos para leer. Debes evaluar si el escritor está escribiendo desde un punto de vista evolucionista o creacionista. Utiliza la siguiente tabla como ayuda.

Esto es lo que enseñan en los colegios de Luisiana sobre la evolución y el creacionismo

Lo que la Biblia nos enseña

Los dinosaurios fueron “descubiertos” a principios del siglo XVII por un científico inglés llamado Robert Plot. Encontró huesos de un animal que había sido claramente enorme. Pero mucho antes de que Plot encontrara esos huesos, la Bibilia habló acerca de animales inusuales que fueron muy probablemente dinosaurios.

Los evolucionistas creen que los dinosaurios y el hombre nunca vivieron en la Tierra al mismo tiempo. Pero la Biblia dice que Dios creó todos los animales terrestres y marinos durante el quinto y el sexto día de la Creación. Y Él creó al hombre en el sexto día de la Creación.

Así pues los dinosaurios y el hombre habrían vivido al mismo tiempo. La Palabra de Dios es siempre correcta. Podemos confiar en que es cierta incluso en temas científicos.

También sabemos que Dios perdonó a algunos de los dinosaurios durante el Diluvio. Por tanto, después del Diluvio algunos dinosaurios debieron haber sobrevivido por un tiempo. En Job 40:15-19, el Señor habla sobre un animal que Él llamó Behemot (o Bégimo). Este gran animal que se alimentaba de hierba tenía una “cola como un cedro”.

ETIQUETAS: Ciencia, , , , , , , , , ,